Entrevistas

MANTENTE INFORMADO, SÍGUENOS
Ordernar por
Nuevas Moléculas en Hepatitis C

Nuevas Moléculas en Hepatitis C

Los estudios clínicos más relevantes sobre hepatitis C presentados en el encuentro EASL 2008, son aquellos que muestran la actividad de las moléculas pequeñas. El estudio de fase temprana con 1626, muestra datos muy interesantes sobre el desarrollo de resistencia. Cuando este antiviral obtiene una mutación de resistencia, el virus es menos apto, no virulento y tan débil que le cuesta reproducirse. La posibilidad de combinar los inhibidores análogos nucleósidos como 1626 con los inhibidores de la polimerasa, es realmente buena porque la barrera contra la resistencia es muy alta en los inhibidores de proteasa. Son muy buenos para aplicarlos de manera conjunta, ya que el virus no puede escapar de ambos.

Manejo Apropiado de la Hemorragia Coroidal Expulsiva

Manejo Apropiado de la Hemorragia Coroidal Expulsiva

Uno puede perder el ojo en segundos si no se trata inmediatamente la Hemorragia Coroidea Expulsiva. Para salvar el ojo, no debe cerrarse la incisión con tejido en el lugar de la herida. Es fundamental cerrar heridas limpias. Pero no se debe extraer el tejido por completo antes de cerrar porque esto haría “explotar” el ojo. El trabajo consiste en “suturar, extraer tejido, suturar”, asegura Kuhn. Por otra parte, cuanto mayor sea la herida, es más difícil resolver el problema. Pero lo más importante es que la cirugía requiere de un plan específico. Y el plan debe incluir qué hacer en caso de que haya una complicación.

Manejo Farmacológico de la Obesidad

Manejo Farmacológico de la Obesidad

En el caso de que la obesidad sea considerada una enfermedad, debería ser tratada con drogas, igual que a un paciente diabético. Es importante tener en cuenta, que la farmacoterapia no es adecuada para todo los tipo de obesos. Hay que seleccionar la droga específica para el paciente correcto, complementando con actividad física. La ingesta de pastillas –por sí sola- para perder peso no es la opción ideal. Hay distintos tratamientos. A pacientes que consumen grasas en exceso, se los puede tratar con inhibidores de lipasas. Para obesos con cravings de carbohidratos se aconseja la toma de inhibidores de recaptación de la serotonina y la noradrenalina y para enfermos con riesgo cardiometabólico, con adiposidad abdominal, se puede recurrir al consumo de un antagonista de los receptores canabinoideos.